Categorías

Suscríbase a nuestras noticias

¿Lo sabía?

Documento sin título

Visitas

Facebook de Perú defiende la Vida

PUCP premiará a Ministra Martens por “fomentar la equidad de género” y realiza “Encuentro” a favor de esta ideología

El Instituto de Democracia y Derechos Humanos de la Pontificia Universidad Católica del Perú (IDEHPUCP) y la Maestría en Estudios de Género de la Escuela de Postgrado ha organizado el XIII Encuentro de Derechos Humanos: Re-pensando el Género del 12 al 16 de junio en el Campus PUCP. Queda claro que para esta universidad, el término “género” está exento de cualquier carga ideológica y es un tema sobre el cual se debe profundizar.

A pocos meses de la normalización de las relaciones entre las autoridades de la PUCP y la Santa Sede queda claro también si este vínculo fue realmente para mantener la “catolicidad” de la Institución o fue sencillamente un acto teatral. Podemos decidir por cuál versión optamos al ver en la página web de la PUCP sobre el evento, una declaración de los motivos que llevan a realizar este “encuentro” en medio de un a discusión donde la Iglesia Católica y diversos Obispos ya tomaron posición:

“Asimismo, se estima que, a pesar de constituir la mitad de la población, se trata de un grupo humano que sigue bregando por ejercer plenamente sus derechos en igualdad de condiciones. Además, sostenemos que los ciudadanos LGTBIQ han sido históricamente discriminados en sus derechos y que, durante las últimas décadas, han emprendido una lucha para su reconocimiento de identidad, igualdad ante la ley y su no discriminación.”

Esta “afirmación de principios” utiliza la vieja estrategia de los ideólogos de género de confundir a la gente haciendo creer que negar la existencia de unos “derechos LGTBIQ” es negar que los derechos humanos de un grupo de personas con particulares orientaciones sexuales. Por otro lado, al mismo tiempo los organizadores de este Encuentro, cuando señalan que los grupos LGTBIQ requieren “igualdad de condiciones” con los heterosexuales, están afirmando su aprobación al “matrimonio homosexual”, que la Iglesia rechaza desde su doctrina y desarrollo filosófico y antropológico de la persona y la familia.

En la misma presentación señala, en abierta oposición a lo declarado por la Conferencia Episcopal del Perú,  que uno de los objetivos es:

“Discutir seriamente sobre la importancia que tiene el enfoque de género para la defensa y sustento de la dignidad humana en nuestro país”.  Pero de acuerdo a cómo se vera en lo homogéneo de los ponentes, el “enfoque de género” es necesario para que se consiga respetar la dignidad humana. En otras palabras, la PUCP promueve una visión del hombre incompatible con la visión cristiana de la persona humana, y hace una opción por una ideología a la cual la Iglesia Católica rechaza.

El programa (el cual puede verse aquí ) contempla no solamente conferencias, talleres, conversatorios, mesas, presentación de un libro, sino también actividades “artísticas” como exposiciones de arte y teatro. Es decir, no sólo abarca a la Maestría de Género y a uno de los Institutos de la PUCP, sino como dicen los mismos organizadores es una misión de la Universidad  porque consideran que “resulta indispensable visibilizar las distintas formas de concebir el concepto de género, así como las subjetividades que se encuentran detrás de la diversidad sexual y la pluralidad cultural en nuestro país. Para ello, tendremos actividades que, dentro de nuestra identidad PUCP, ahonden en el tema de los ciudadanos LGTBI y derechos sexuales y reproductivos”.

Lo que más resalta es que el 12 de junio el acto inaugural comprende una ceremonia de reconocimiento al Ministerio de Educación “en mérito a su destacada labor de fomentar la equidad de género a través de una educación basada en valores de respeto e igualdad de deberes, derechos y oportunidades para niños y niñas” y la cual será entregada a la Ministra Marilú Martens.

Lo más kafkiano del asunto es que la Conferencia Episcopal Peruana emitió el 23 de enero de 2017 un pronunciamiento llamado “Comunicado de los Obispos del Perú sobre aspectos del Currículo Nacional”. Este documento señaló en el punto 3:

3. Los principios del Currículo Nacional de la Educación Básica deben seguir los establecidos en la Ley General de Educación y los de la Constitución Política del país. Reconociendo muchos aspectos positivos del Currículo, nos llama la atención que el Ministerio de Educación haya incluido en este instrumento normativo de rango inferior nociones que no provienen de la Constitución sino tomadas de la denominada ideología de género. Este procedimiento trastoca gravemente el Orden Jurídico Constitucional: una norma de menor rango no puede estar por encima de una ley, ni contradecir a la Carta fundamental del Estado.

En otras palabras, la Conferencia Episcopal Peruana, a través de su Presidencia, garante ante la Santa Sede de la catolicidad de la PUCP y su adecuación al documento de la “Ex corde Ecclesiae”, queda totalmente desairada y burlada, y se convierte en una ofensa al Papa Francisco que depositó su confianza en los Obispos que llevaron adelante este acuerdo con las actuales autoridades de la PUCP.

Algunos ponentes

Primero, no hay ningún representante de la Iglesia Católica. Si la idea era abrir un debate académico plural, brilla por su ausencia que esa intención se refleje hacia la visión católica sobre la teoría de género. No hay ninguna participación de algún representante oficial de la Iglesia Católica en el Perú o de la Santa Sede.

Como hicimos allá por el año 2009 cuando denunciamos la participación de numerosos profesores de la PUCP en el “I Congreso Latinoamericano Jurídico sobre Derechos Reproductivos” que se realizó en Arequipa del 5 al 7 de noviembre de ese año, tendremos que volverlo a hacer, con la gran diferencia que ahora sí la mayoría de exponentes que difunden el “enfoque de género” son de esta universidad.

Por lo tanto, comencemos con los invitados :

Pamela Villalobos que tendrá a su cargo la Conferencia Inaugural sobre género y políticas públicas. Es la actual superior de Asuntos Sociales de la División de Asuntos de Género de la CEPAL, un  apéndice de la ONU, y como tal, representante de la ideología de género y de los derechos sexuales y reproductivos, incluyendo el aborto, de esta organización. La CEPAL promueve estas ideas impulsando su llamado  “Consenso de Montevideo”.

Ana Güezmes, tendrá a su cargo la Conferencia Magistral “Políticas de Estado para abordar la violencia de género hacia las mujeres”. Como investigadora asociada de Flora Tristán apoyó la distribución  de la “píldora del día siguiente” en el 2001. Actualmente es representante de ONU-Mujer de México, la  cual  promueve la despenalización del aborto en ese país. Además ha trabajado en la IPPF (la rama internacional de Planned Parenthood). Por ejemplo, Güezmes señaló el 2015 en el marco del Día por la Despenalización del Aborto en América Latina y El Caribe, en México como representante de ONU Mujeres, dijo “que los avances –tanto en la ley como en la práctica en materia de aborto– son lentos para las condiciones que deberían existir en América Latina y concretamente en México”.

Entre sus escritos o ponencias se encuentran “Estado Laico, Sociedad laica. Un debate pendiente”(2004), “La mordaza y el incienso sobre la sexualidad de las mujeres. Fundamentalismo e interrupción voluntaria del embarazo” (2002). Precisamente en el primer trabajo señalado escribe lo siguiente: “…considero que muchas iglesias, y en especial la católica por su cercanía a nuestra región tienen una profunda deuda con las mujeres por su misoginia y su mordaza sobre la sexualidad, entonces las feministas de la región estamos ante un gran reto reactualizado por el avance de los fundamentalismos.”

Como se sabe ONU-Mujer es una de las puntas de lanza de la “ideología de género” de la ONU. O como lo señala Steve Mosher, Presidente del Population Research Institute, denominó a ONU-Mujer como el  “Reciclaje de burocracia e ideología de género en Naciones Unidas”.

Otros ponentes “destacados” por su posición a favor del aborto y la ideología de género invitados por la PUCP:

Susana Chávez, la directora de la ONG pro aborto y por ideología de género de mayor actividad en el Perú, PROMSEX participará en la Mesa que lleva el curioso nombre de “Enfoques de género: un debate abierto”. Está demás decir toda la actividad nociva que PROMSEX realiza en el Perú contra la vida, la mujer y la familia. (Ver)

Marcela Huaita, ex Ministra de la Mujer, que durante el gobierno de Ollanta Humala, y que es reconocida como una feminista y pro aborto. Desde su puesto en el Ejecutivo promovió el aborto señalando que el concebido tiene “derechos expectaticios” y lo cual le valió fuertes críticas. Pero al mismo tiempo fue la que inició la creación de Mesas de Trabajo promoviendo el constructo de “derechos LGBT” como en el caso de las lesbianas, que es propio de la ideología de género.

Existen otros invitados que harían muy largo este artículo, pero destacan indudablemente además de los profesores asociados a la “Cátedra de Género”, su ad láteres de la Universidad Peruana Cayetano Heredia como Carlos Cáceres, Angélica Motta (la misma que defendía infructuosamente el Currículo y su ideología de género ante sendos debates con Luis Solari, Christian Rosas y Beatriz Mejía), Arón Núñez Curto (el cual promovió la “Línea del Aborto”  y que señalaba como lema “antes que hombre, feminista”).

El Mes de la Diversidad en la PUCP

Para cerrar y poner un sello de su no catolicidad por parte de esta Universidad, la Dirección Académica de Responsabilidad Social (DARS) estableció un denominado “Mes de la Diversidad”, en la cual la Semana 4, del 26 al 30 de junio será el de la “Diversidad Sexual” y realizado “en el marco del Día del Orgullo LGBT” y que busca “celebrar las diversidades sexuales”. Es decir, la PUCP celebra la homosexualidad, el lesbianismo, el transgénero…etc. etc.  Sin comentarios.

Leave a Reply

 

 

 

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>